jueves, 18 de marzo de 2010

CUENTO DE OTROS TIEMPOS...

Bajo la luz del sol que madruga, escondido entre los árboles ancianos, frente a un río calmado y mirando la luna que no quiere desprenderse del cielo lanzó su ruego, confiado en el tiempo que no espera y tampoco se afana, lo sabe, el tiempo no se apresura pues todo lo ha visto, conoce el origen y el final de lo que ya alguna vez estuvo escrito… Bajo la luz del sol, luz opaca por la magia de la luna, ha aprendido a confiar en el tiempo con una confianza que rendida se encadena a una esperanza que perdió de vista y que ya no siente… Y descansa en la brisa que pasea por los caminos que nadie ve susurrando los lamentos que va recogiendo en sus andares…

Lanzó su ruego sin fe, no es criatura de fe, no podría serlo y tampoco lo desea… Es mucho el cansancio que se dobla sobre sus días y antes danzó con la esperanza que muy alegre se burlaba mientras se alejaba sin decir adiós…

Allí los siglos lo han visto, escondido, y han comentado entre ellos los por qué que él, solitario y silencioso, deja escapar mientras la luna le duele… La luna, el alma de él, alma suya donde se cuelgan los deseos que no se someten a la ira… Y ella resplandece para mostrarle a él el brillo que una vez fue suyo, brillo que aun aguarda sin esperar los días que fueron de otros tiempos y que otra vez en algún momento serán de nuevo… Y él lo sabe, volverán a ser, existirán de nuevo en su existencia, no serán más ajenos, vendrán y dolerán como la luna duele, dolerán porque ya los vio perdidos… Y el dolor irá dudando, dudará con fuerzas, hasta morir, hasta morir hasta la última de las muertes… Y del dolor nacerán los días que aun no conoce, esos que vienen más allá de los días buenos…

Escondido, silente, solitario, herido por la ira, odiado por el odio, lanza su ruego, porque no conoce que hay más allá del tiempo… Porque no es criatura de fe… Porque en la luna, su alma, se refleja la mirada de ella que viene amenazando todo cuanto conoce…

3 comentarios:

Isa dijo...

¡Hola,Gusmar! Escribes lindo. Te felicito por que no desmayas y sigues dando salida a tus inquietudes.
El Señor te continúe bendiciendo.

duenda_descalza dijo...

Hola... me gusta lo que escribes... te seguiré también... abrazos desde la araucanía.

Diego Felipe García Chishko dijo...

http://literaturacolomborusa.blogspot.com